abril 23, 2024

LodeHoyRD

Periodismo Independiente

Movimiento Periodístico Convergencia lamenta el fallecimiento de Don Adriano De la Cruz

Spread the love

El Movimiento Periodístico Convergencia expresó que el profesor Adriano de la Cruz quien falleciera la mañana de este martes, fue un modelo a seguir en el periodismo dominicano ya que lo adornaron invaluables valores éticos, habilidades profesionales y demostrada honestidad, como ciudadano.

La entidad, al lamentar el fallecimiento del también escritor y orador, expresidente del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP), manifestó que con su partida el periodismo pierde uno de sus mejores exponentes, pero a la vez queda con sus grandes enseñanzas.

“Nos sentimos muy consternados por la muerte de Adriano de la Cruz, uno de nuestros miembros más valiosos y quien nos honró como presidente del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP) y de quien tenemos una gran enseñanza, tanto en lo personal, profesional y en el gremialismo” dijo Pedro Belliard, coordinador de Convergencia.

Indicó que el maestro de la Cruz realizó un excelente trabajo al presidir el CDP en el periodo 2017 al 2019, cuando ganó los comicios con un 70 por ciento de los votos, fruto de su carisma, empatía y transparencia, al tiempo que dejó lecciones importante sobre la solidaridad y unidad entre la clase periodística.

El deceso de Adriano de la Cruz, de 78 años de edad, se produjo en la Plaza de la Salud debido a una insuficiencia cardiaca y renal, pero ya se encontraba hace varios meses aquejado de salud,
De La Cruz, fue periodista, catedrático, director de la Escuela de Comunicación de la Universidad Iberoamericana y profesor del Instituto Dominicano de Periodismo. Además, fue directivo de la Asociación Dominicana de Periodistas y Escritores (ADPE), presidente del tribunal disciplinario del Colegio Dominicano de Periodistas y de la Asociación Dominicana de Escuelas de Comunicación Social.

Laboró en El Caribe y dirigió el periódico Cañabrava y el Noticiero TeleAntillas. Fue autor del libro Curso de oratoria.
Como orador también fue facilitador de la materia de Oratoria, en la cual también formó a cientos de profesionales dominicanos.

Fue escritor de varias obras y recibió reconocimientos especiales entre estos la entrega de los premios Micrófono de Oro por su contribución a la locución nacional; reconocimiento del Ayuntamiento del Distrito Nacional por sus labores profesionales al frente del Instituto Dominicano de Periodismo; Orden de Duarte, Sánchez y Mella por su labor periodística.

Le sobreviven los ocho hijos que procreó, dos de estos con su esposa Bélgica Sena, con quien convivió hasta el momento de su fallecimiento.