Opinión

Ramfis y Angelita sacaron US$46 millones del Banco de Reservas

Documentos desclasificados confirman que, por lo menos hasta el 21 de marzo de 1960, la administración del Dwight Eisenhower, general de cinco estrellas que dirigió con éxito el complejo desembarco de Normandía, que aceleró el final de la Segunda Guerra Mundial, elaboró y dirigió el guión que finalizó con la Era de Trujillo.
Es la fecha del cable que envió el Embajador Faerland al Departamento de Estado. Pronosticó que los días de la Era estaban contados, que “fuente diplomática informaron que grandes cambios se producirían en uno o dos meses“. Escribió, además, dos comentarios.
Uno, que confidentes de la Embajada aseguraron que para junio las finanzas públicas estarían en condiciones precarias. Lo confirman las estadísticas, en 1960 la economía creció menos de uno por ciento a pesar de que los egresos fiscales (RD$147.4 millones) superaron los ingresos (RD$143.4 millones), generando un déficit fiscal de RD$3.9 millones. En 1961 la economía decreció 1.5%, a pesar de que se mantuvo el nivel de gasto (RD$147 millones), aumentando el déficit a RD$18.6 millones por caída de los ingresos (RD$128.4 millones).
Dos, que miembros destacados del Cuerpo Diplomático Europeo en el país habían obtenido la información de altos funcionarios del gobierno de Trujillo, que durante esos días Ramfis había sacado del Banco de Reservas la suma de US$36 millones y Angelita US$10 millones, dejando la entidad bancaria en una difícil situación financiera. Es decir, Washington sabía que los Trujillo preparaban maletas para salir del país de manera precipitada si fuera necesario.
Las estadísticas confirman la fuga de capitales. Por los retiros de Ramfis y Angelita, que sumaron US$46 millones, y por retiros no documentados de otros Trujillo y allegados, desaparecieron las reservas internacionales del Banco Central. La balanza de pagos que computó el Banco Internacional de Reconstrucción y Desarrollo, reportó salida documentada de capitales por US$14 millones en 1960, y fuga no documentadas y registrada como “errores y omisiones” por US$28 millones. Es decir, Ramfis y Angelita sacaron del país US$42 millones en 1960, lo que no se aleja de los US$46 millones que habló Farland.
En 1961 los Trujillo y allegados sacaron del Banco de Reservas y Banco Central US$55 millones, significa que en dos años (1960 y 1961) se llevaron del país US$97 millones, dejando las reservas internacionales netas del Banco Central en US$11.7 millones en 1960 y negativas en US$4.7 millones en 1961. Y las del sistema bancario, principalmente por el retiro de fondos del Banco de Reservas de Ramfis, Angelita, otros Trujillo y allegados, en US$1.4 millones en 1960 y negativas en US$12.9 millones en 1961.
A los US$97 millones deben sumarse los que sacaron del país entre 1955 y 1959, porque la Era comenzó a tambalearse por lo menos cinco años antes. Como registrado y no registrado, el FMI calculó el monto neto en US$113.4 millones entre 1955 y 1961. Lo que no pudieron llevarse fue activos no líquidos por US$200 millones, que fueron traspasados al Estado entre 1961 y 1962.
Hechos conocidos por Washington, así que el guión estaba sustentado en la realidad, es quizás por indecisión de los actores que su puesta en escena tarda quince meses, fue cuando ajusticiaron a Trujillo.

Comentários no Facebook

shared on wplocker.com