Miles de haitianos protestan por racismo que dicen sufrir en República Dominicana

Puerto Príncipe, 25 feb (EFE).- Miles de haitianos se manifestaron hoy en las calles de Puerto Príncipe para protestar por la muestras de racismo y el maltrato que, aseguran, sufren los inmigrantes de este país en suelo dominicano.

Varias agrupaciones civiles convocaron este movimiento, entre los que destaca el “Colectivo 4 de Diciembre”, que llamó a los participantes a establecer un boicot a los productos procedentes de República Dominicana, como muestra de rechazo ante lo que consideran una violación de los derechos humanos.

Muchos manifestantes portaban banderas haitianas, así como pancartas, algunas de ellas con imágenes del líder de la Revolución haitiana, Jean-Jacques Dessalines, otros con consignas como “La República Dominicana es un país racista” o “No a la violencia”.

Incluso, en la marcha se vieron carteles con la foto del cadáver de un ciudadano haitiano que apareció colgado de un árbol en un parque de la ciudad Santiago.

A la llamada respondieron miles de personas procedentes de grupos muy heterogéneos de la sociedad haitiana, que se unieron en causa común, lo que provocó el incremento de la presencia policial en edificios institucionales como el Ministerio de Asuntos Exteriores, así como en la Embajada de República Dominicana en el país.

Ante el anuncio de la protesta, todas las dependencias dominicanas reforzaron la seguridad, hasta el punto de que las fuerzas del orden cortaron el acceso a la sede de la representación diplomática en Haití, con el objetivo de evitar un posible asalto.

Aún así, el embajador, Rubén Silié Valdez, recibió a una delegación de los convocantes de la protesta, quienes le presentaron sus reivindicaciones, que pasan por que el Gobierno dominicano tome las medidas necesarias para castigar a quienes desarrollan y promueve actitudes xenófobas y racistas.

“Queremos ver signos claros de que las autoridades no toleran el comportamiento de los grupos ultranacionalistas, queremos ver acciones que castiguen estas actuaciones de forma que sirvan de ejemplo para que no se repitan”.

La ex ministra de la Mujer y ex miembro del Consejo Electoral, Ginette Cherubin, fue la encargada de hacer entrega del documento, donde se solicita al Ejecutivo dominicano que cumpla con las leyes internacionales y donde se manifiesta de forma rotunda su rechazo por el racismo, el odio y la barbarie, en pro de la paz y el respeto.

Por su parte, Silié Valdez, aseguró que la sociedad dominicana y el Gobierno “no tienen ningún sentimiento de odio ni xenofobia” hacia sus vecinos. “Por desgracia, hay pequeños grupos ultranacionalistas responsables de un comportamiento inaceptable en contra de los ciudadanos haitianos”.

“El Gobierno hace todo lo que puede por evitarlo”, dijo el diplomático, que garantizó el rechazo del Ejecutivo por estos grupos nacionalistas y manifestó su disposición a colaborar “mano a mano con las autoridades haitianas en beneficio de ambos países”.

Los manifestantes también llevaron sus reivindicaciones hasta las puertas del Ministerio de Asuntos Exteriores, donde un hombre fue increpado por llevar una bandera dominicana, que los congregados le arrebataron y arrojaron al suelo.

También en esta sede institucional se entregó un documento expresando las reivindicaciones que, en este caso, pasaban por solicitar al titular de Exteriores que presione al Gobierno dominicano para que respete las leyes. EFE

About hoy

Comentários no Facebook