Home / La República / «Los hijos del huracán Maria» Mujeres haitianas en Veron paren durante el paso de Maria

«Los hijos del huracán Maria» Mujeres haitianas en Veron paren durante el paso de Maria

Spread the love
Hijos del huracán María. En la imagen de la izquierda, Dileyni Bonilla, una joven que desafiando las lluvias se trasladó de Boca Chica a la Maternidad Nuestra Señora de La Altagracia para dar a luz a su hija. A la derecha, un ciudadano haitiano carga a su hijo nacido en Verón, provincia La Altagracia, en el momento que el huracán María azotaba la costa nordeste del territorio nacional.
Hijos del huracán María. En la imagen de la izquierda, Dileyni Bonilla, una joven que desafiando las lluvias se trasladó de Boca Chica a la Maternidad Nuestra Señora de La Altagracia para dar a luz a su hija. A la derecha, un ciudadano haitiano carga a su hijo nacido en Verón, provincia La Altagracia, en el momento que el huracán María azotaba la costa nordeste del territorio nacional.

Ramón Pérez Reyes y Doris Pantaleón
Verón y Santo Domingo
Justo cuando las lluvias y las brisas del huracán María azotaban la costa de Verón, en la provincia La Altagracia, dos niños iban naciendo en medio de las precariedades que imponía el momento.

A unos doscientos kilómetros de distancia, en el Distrito Nacional, tras sentir las primeras señales de que se avecinaba el momento de traer al mundo a su segunda hija, Dileyni Bonilla desafió las lluvias del huracán María y la falta de transporte para acudir en busca de atención médica a la Maternidad Nuestra Señora de La Altagracia.

Son solo tres de decenas de historias de “hijos del huracán María”, fenómeno atmosférico que ayer embistió con furia gran parte del territorio nacional, dejando a su paso inundaciones y daños a importantes infraestructuras.

Los dos niños de Verón son de sexo masculino y, coincidencialmente, hijos de parejas de origen haitiano, algo muy común en este lugar.

El primero de ellos nació a las cuatro de la madrugada de este jueves cuando el fenómeno atmosférico derribaba vallas, árboles y las redes del tendido eléctrico, por lo que en el centro asistencial donde sucedió no “había luz” y las doctoras que hicieron el parto se ampararon en una linterna. Se llamará José María por sugerencia de las doctoras que hicieron el parto y con lo que estuvo de acuerdo su madre María Girald, de 30 años de edad, y el papá solo identificado con Santi.

About hoy

Check Also

Visita del Vicealmirante Ramón Gustavo Betances Hernández, ARD

Spread the love Por Alejandro Quezada (La Conciencia) El Comandante General de la Armada de …

Comentários no Facebook